Inserisci Menù

DIY: Un cuenco handmade muy veraniego

Tutorial cuenco pasta das

Ya ha pasado un nuevo mes y de nuevo nos toca la cita con el Reto Facilísimo. Esta vez el tema era el verano, y como para nosotras no existe el verano sin la sandía, nos hemos decidido por un cuenco de pasta moldeable de secado al aire sencillo y muy decorativo. A ver que os parece...



Como os decía, con este post participamos al Reto Facilísimo del mes de Junio, una cita mensual que tenemos varios compañeros de Red Facilísimo en la que nos damos un tema en común para desarrollar toda nuestra creatividad en diferentes campos, desde las manualidades hasta la cocina. No os perdáis todas las magníficas ideas de los demás blogueros en el blog de la anfitriona de este mes, Eva de Tu ropa molona DIY





Como ya sabéis una de las tendencias del momento es lo tropical–veraniego, así que si os dais una vuelta por Pinterest encontraréis montones de flamencos, piñas...y sandías. Y si a ello le sumamos que la sandía es mi fruta preferida ¡bingo!

Cómo hacer un cuenco de pasta moldeable paso a paso

Hacer este cuenco de pasta moldeable es realmente sencillo. Lo he pintado con acuarelas porque quería obtener un efecto parecido al de la cerámica, ya os contaré todo en el paso a paso.
Por supuesto que no se puede comer en él, pero es perfecto para decorar cualquier rincón, yo he hecho uno más grande y otro más pequeño y los he puesto juntos sobre una librería baja que tengo, y han quedado preciosos.

Vamos entonces a ello...

Materiales necesarios

  • Pasta moldeable de secado al aire blanca (yo he usado marca Das)
  • Un plato hondo, bol, cuenco, lo que quieras usar como molde
  • Acuarelas
  • Barniz para proteger. Yo he usado un barniz lucido al agua de los que se venden en las artísticas porque quería un efecto cerámica, pero también puede ir bien un barniz en spray opaco.
  • Pinceles, lija fina, cuchillo, rodillo, un poco de aceite para evitar que la pasta se pegue al molde

Cómo hacer un cuenco con pasta moldeable

Lo primero será estirar la pasta con el rodillo. El espesor dependerá de cómo queréis que os quede el cuenco, yo he hecho el pequeño de unos 8 mm. de espesor, y el grande (un plato) más fino.

Paso a paso para hacer un cuenco con pasta Das

Una vez que tenemos la pasta estirada de manera uniforme, colocamos el bol o plato de molde dado vuelta encima, y con un cuchillo cortamos todo alrededor (1). 
Aceitamos el molde y ponemos el disco de pasta dentro, presionando bien desde el centro hasta los bordes para eliminar el aire y que tome bien la forma (2). Damos forma a los bordes con los dedos y dejamos secar. En verano a mí me ha tardado unas 4 o 5 horas, pero si lo dejáis de un día para el otro mucho mejor. 
Una vez que está seco, lo ponemos boca abajo sobre una hoja de lija fina y con movimientos circulares emparejamos los bordes (3). Lijamos dentro y fuera si es necesario, sin exagerar ya que no queremos un acabado perfecto, solo eliminar las imperfecciones más groseras.

Cómo pintar un cuenco con acuarelas

Ha llegado el momento de pintar. Como yo quería imitar el acabado de la cerámica, elegí las acuarelas por el efecto transparente que dan. Para que quede más bonito conviene dar varias capas de color bien aguado, para acentuar las bonitas transparencias que nos permite este material. Preparamos el color rosado en un plato (yo mezclé rojo y fucsia) con bastante agua, y comenzamos a pintar en círculos desde el centro del plato hacia los bordes (4). La última vuelta la esfumamos rápidamente con una pincelada de agua, para que el corte no nos quede tan abrupto. 
Dejamos secar unos minutos, y repetimos la operación, veremos como el color se va acentuando con cada pasaje (5)
Al final, hacemos lo mismo con el color verde en todo el borde, teniendo cuidado de dejar una franja blanca entre los dos colores (6).
Completamos con las semillas negras, siempre pintadas con acuarela, y cuando se haya secado completamente barnizamos para proteger. Como os decía yo he usado un barniz lucido de los que se usan para el decoupage y se aplica a pincel, en este caso debéis tener cuidado porque se os puede correr la pintura. De lo contrario con un barniz spray opaco os resultará muy fácil y el acabado será más áspero.

Cuenco handmade paso a paso


Cuenco handmade con sandía

¿A qué ha quedado mono?

Tutorial de cuenco de pasta moldeable

Cómo hacer un cuenco de pasta sencillo

Espero que os haya gustado, os recuerdo de visitar las otras propuestas del Reto Facílisimo de este mes.

Si os gustan los cuencos decorativos, no os perdáis nuestro tutorial de cuenco de Hama Beads, os sorprenderéis!

Si os gustan mis proyectos DIY, echadle un ojo a la sección DIY

Os recuerdo que podéis seguirnos también en FacebookTwitterPinterest y Google+, o suscribiros a nuestra Newsletter.

26 comentarios :

  1. Preciosos ¡comparto en facebook!

    ResponderEliminar
  2. Pues si que ha quedado mono, si. Está genial
    Un besote
    Sam de Tu Cocina Te Llama

    ResponderEliminar
  3. Uy pero que fácil parece y no veas lo bonito que queda

    ResponderEliminar
  4. Ha quedado monísimo!!!!!!! Me encanta porque además parece súper sencillo! Besitos!
    Glo de COCINAR CON AMIGOS

    ResponderEliminar
  5. Marivi, me encanta!!! Te ha quedao que me comía el plato y todo!
    Enhorabuena!
    K rol

    ResponderEliminar
  6. Te ha quedado genial!!! Son unos cuencos de lo mas fresquitos...¡¡yo quiero unos!!
    Un besito.

    ResponderEliminar
  7. Que bonitos!!! si es que has clavado hasta los colores, no sé diferenciar cuál es la sandía y cuál el bol de no ser por la forma!!!

    ResponderEliminar
  8. Qué preciosos!! Te han quedado genial y súper veraniegos :-)

    Besitos

    ResponderEliminar
  9. Te han quedado chulísimos! Yo creo que voy a hacer un colaborativo incluyendo esto porque es genial. Un beso

    ResponderEliminar
  10. Muy bonitos! Y yo gastando en vajillas xra las fotos de mi blog cuando podría hacerlo yo misma!

    ResponderEliminar
  11. Buenaas! te acabo de conocer por este reto
    Y me has dejado alucinada con tu idea, es chulísima
    Me encanta y me quedo por aquí para no perderme nada

    Un besito

    ResponderEliminar
  12. Me gusta como queda, no me había ocurrido hacer un plato con esta pasta, yo soy más de arcilla, pero es bueno saber que puede tener un acabado muy parecido.El diseño es original. Un beso

    ResponderEliminar
  13. A mi me encantó nada más ver la foto, no me podía imaginar lo bonito que podía quedar este material. No lo he usado nunca, pero parece cerámica de verdad!! Y además parece tan fácil... pero está claro que el toque que le has dado tú es lo bueno, tiene mucho estilo!!

    ResponderEliminar
  14. Qué bonito!!!!! Parece cerámica! Y tan fresquito....

    ResponderEliminar
  15. Me han encantado! te han quedado genial, el caso es que yo alguna vez he usado ese tipo de pasta y no se me ocurrió que se pudiesen hacer cosas tan bonitas.

    Un beso

    ResponderEliminar
  16. Mono no, monisimo! Me encanta como queda! Y sería ideal para presentar mis postres también! Que chuli! Besitos.

    ResponderEliminar
  17. Pero qeu chulo te ha quedado. Veraniego total, si señor.

    ResponderEliminar
  18. Que original y que fácil !!!!
    ¡Un beso! Teresa (Jo qué bonito)

    ResponderEliminar
  19. Parece sencillito, dan ganas de hacer toda una vajilla veraniega!!! te ha quedado chulisimo.

    ResponderEliminar
  20. ¡Que bien queda! ahi tengo un resto de porcelana fria que creo que puedo usarla para esto.

    ResponderEliminar
  21. Bueno nena, con esto me has cautivado por completo, si es que eso era aún posible, jeje ;)
    Besos!

    ResponderEliminar
  22. Respuestas
    1. Se puede usar la pasta Das para hacer platos para comer?

      Eliminar
    2. no, solo para uso decorativo. Saludos

      Eliminar